AHORA RESPONDEN ELLOS… AGUSTÍN COLIANNI

0
4158

Nombre Apellido
Agustín Colianni
Fecha Nac
11/05/88
Medio  Partidario
Letra G

-¿Cuánto hace que hacés prensa en Gimnasia?

-8 años

-¿Creés que Gimnasia vive en estado de ebullición permanente, sea futbolístico o institucional o es una sensación? ¿Cómo influyen los medios locales en esta situación?

-Como sucede en la mayoría de los clubes, Gimnasia debe resolver innumerables cuestiones institucionales día a día, y eso conlleva debates y posturas diferentes entre los actores que se nuclean en la vida del club, que en el último tiempo ha quedado bastante expuesto en algunas situaciones. Creo que hay muchos medios de comunicación que sacan provecho de este tipo de circunstancias y, con una sutil tendencia, suelen posicionar a Gimnasia en ese lugar de “club en estado de ebullición permanente”. Me parece que esa ebullición se vive en la mayoría de las instituciones. Hay que decir también que, muchas veces, los dirigentes nuestros, desde hace un buen tiempo, vienen resolviendo muy mal cuestiones simples que en otros clubes se resuelven puertas adentro. Eso te lleva a quedar expuesto ante los medios. Por lo demás, suele haber un ligero hostigamiento hacia Gimnasia. Cuando quedamos afuera por Copa Argentina con un equipo que tiene un elefante en su escudo, el diario El Día puso en su portada una noticia del elefante del zoológico ¿Casualidad? No lo creo. Esa derrota fue titulada “Gimnasia tocó fondo”, mientras que cuando el otro equipo de la ciudad perdió días más tarde, solo se trató de un “golpazo”.

-¿En qué temas o asuntos institucionales, ves o sentís una unidad de criterios sólida en el Hincha de Gimnasia?

-Veo que en el último tiempo se han empezado a valorar muchísimo más cuestiones como la defensa del patrimonio y la protección de la identidad gimnasista. Salvo casos excepcionales, el grueso de los hinchas de Gimnasia tiene en claro que el Bosque no se negocia y que la clave del éxito es potenciar las áreas intrínsecas del club. Fortalecer las distintas disciplinas, apostar a las divisiones inferiores, invertir en infraestructura, ofrecerle al socio un amplio abanico de beneficios y trazar proyectos sociales a corto, mediano y largo plazo son cosas que, por suerte, hoy no están en discusión en el seno de la hinchada de Gimnasia.

-¿Creés que es cierto eso que piensan que para ser dirigente hay que dejar de ser hincha y para realizar prensa partidaria, también?

-No creo que sea cierto pero sí discutible. En lo personal, me parece mejor que un dirigente sea hincha a que no lo sea, sin ninguna duda. Conocer a Gimnasia desde ese costado otorga un plus fundamental para gestionar.

En el caso del periodismo partidario, creo que no resulta indispensable ser hincha del equipo que uno cubre para realizar esa tarea. Sin embargo, en la misma dirección de la de ser dirigente, el periodista partidario que es hincha lo siente de otra manera y cuenta con otras herramientas extra. Es un emisor que conoce perfectamente a su receptor, y eso se nota en el contenido del discurso que elabora. Después, a la hora de hacer periodismo, creo que el periodista partidario tiene que dejar margen para cierta objetividad dentro de esa subjetividad que inevitablemente le otorga el hecho de ser un hincha más.

-¿Cuál fue la nota o entrevista que más te gusto y cuál fue la que más te costó?

-La entrevista que más me gustó fue a Luis Roselli. Su historia en Gimnasia es muy conmovedora. Hicimos una crónica sobre esa entrevista en Letra G. Disfruté mucho de la charla con Luis, que quiere muchísimo a Gimnasia.

La que más me costó, fue la primera entrevista que hice en radio. Me costó porque no tenía experiencia. Fue a algún jugador pero no recuerdo a quién.

-Esta difusión de noticias por Internet ¿Qué opinión te merece? ¿El hincha analiza más que antes o está más informado?

-Hoy, la información se traslada con suma velocidad en el mundo de las redes sociales. Son herramientas que se posicionaron con firmeza en la cima del circuito informativo y que lideran la agenda, dejando muy atrás al soporte en papel e incluso a los portales digitales de noticias. En ese marco agitado y convulsionado, de un minuto a minuto informativo incesante, la mayoría pugna por lanzar primero determinada información o noticia. Eso, a menudo, conduce a una frivolidad informativa alarmante, datos erróneos y sin chequear. Anhelar a cualquier precio la primicia es contraproducente. Y el receptor promedio suele comprar lo primero que ve y no se detiene demasiado a analizar lo que le venden. Es un sistema peligroso que informa y desinforma a la vez. Quienes están preparados para advertir el trasfondo de un mensaje en Twitter, diferenciar entre un medio y otro y elegir de qué manera informarse, son los que salen airosos de esa jungla digital que son las redes sociales. Es decir, según Twitter y muchos periodistas desesperados por trascender, Rinaudo juega en Boca o Racing.

-¿Algún referente de la profesión a nivel local o nacional?

-En cuanto a lo deportivo, me gusta cómo se desempeña Román Iucht. Después, Gabriel Fernández y Carlos Aira hacen un trabajo muy bueno en La Señal.

-¿Qué pensás del periodismo actual, a nivel nacional, en todos los temas y específicamente en el tratamiento que hacen a Gimnasia?

-La mercantilización de la información afecta a todos los medios de comunicación masivos. Cada cual hace su juego y despliega distintos criterios y factores de noticiabilidad que, por supuesto, se vehiculizan en sintonía con sus intereses. Así, la realidad te la cuentan en varios colores y direcciones. En ese sentido, el receptor tiene dos opciones: o se encarga de desentrañar el discurso que recibe, cuestiona qué se emite, quién lo emite, por qué lo emite y desde dónde lo emite,  o queda a la deriva y acepta sin chistar lo que le informan. La primera opción es la más compleja, la que no quieren los medios y la única que salva al receptor de la ignorancia. Dentro de ese universo perverso que son las empresas, el periodista debiera desenvolverse con principios sanos, responsabilidad y criterios nobles que reivindiquen la profesión, pero eso ocurre en pocos casos.

En cuanto a Gimnasia, los medios nacionales suelen ponerlo en tapa cuando se trata de asuntos poco agradables. Los aspectos buenos, generalmente los dejan pasar. Creo que hay una tendencia clara de esos medios de inclinar la balanza siempre a favor del otro equipo de la ciudad. Por eso me río del “solos contra todos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here